CRECIENDO

Por qué deberías ofrecer herramientas reales a tus hijos

Hazme un favor. Párate un momento y recuerda cómo te sientes después de haber creado algo con tus propias manos. Saborea esa satisfacción, esa alegría, ese orgullo por tu trabajo.

¿Lo tienes? Ahora imagina a tu hijo o a tu hija, que sienten todo con una intensidad mucho mayor. Esas creaciones son un chute de autoestima y de seguridad en sí mismos.

Hoy vamos a dar un salto adelante en esto de las creaciones y de la destreza manual. Hoy vamos a hablar de herramientas.

Y no, no te estoy hablando del cuchillo de autonomía. Estoy hablando de sierras, alicates y navajas bien afiladas.

 

 

Aprender a usar herramientas es una habilidad para la vida. Algo que utilizarán seguro a lo largo de los años.

Porque, ¿te cuento un secreto?

 

Los niños y las niñas son capaces de hacerlo; pueden usar navajas y cuchillos desde bien pequeñitos.

 

Tienen un potencial inimaginable.

Si les enseñas a utilizarlas con seguridad, las herramientas pueden ser una maravillosa oportunidad de crecimiento a muchos niveles.

Imagina la concentración que necesitan para utilizarlas. Lo que trabajarán la coordinación, la destreza manual y la creatividad. Lo mayores, responsables y capaces que se sentirán.

 

 

Hay herramientas específicamente pensadas para niños y niñas. Igual de válidas y funcionales que las que usamos las personas adultas, pero adaptadas a sus manos más pequeñas.

En Alupé tenemos una pequeña selección. ¿Te apetece verla?

 

>> Navaja plegable

Una herramienta básica, ideal para llevar siempre encima.

La puedes utilizar hoy para cortar madera o afilar palos y mañana para preparar la merienda.

Opinel es una reconocida marca de cuchillos que también fabrica navajas para niños y niñas. Esta, en concreto, es de acero inoxidable y tiene un arco de seguridad que impide que se cierre cuando se está usando.

 

 

>> Sierra

Sirve para cortar madera y metal. Cortar, a fin de cuentas, igual que con la navaja.

Pero de manera diferente. Con la sierra, tu hijo ejercita otro tipo de corte: necesita menos fuerza y más constancia para conseguir su objetivo.

Todo un aprendizaje: tendrá que descubrir cómo moverse y aplicar su fuerza para que sus herramientas funcionen como quiere.

 

 

>> Set de limas

Geniales para pulir el resultado final de su creación.

O para que empiecen a trabajar con herramientas reales mientras las personas adultas nos quedamos más tranquilas. A fin de cuentas, una lima es, en apariencia, mucho más segura que una navaja 😉

 

>> Alicates

Una herramienta ideal para trabajar a tope la motricidad fina y la creatividad.

Estos alicates nos gustan mucho porque tienen mango ergonómico para que así tu hijo pueda sujetarlos de manera firme.

 

>> Mini tornillo de banco y cascanueces

Una herramienta súper completa. La usarán para cascar nueces al principio y para sujetar palos para cortarlos con la sierra más adelante.

Un ejemplo claro de que se pueden ofrecer herramientas reales desde que son muy peques.

Porque la afición por cascar nueces empieza muy pronto, y con este tornillo los niños y las niñas se sentirán dueños de todo el proceso:

  • Elegirán una nuez
  • La meterán en el orificio y se encargarán de que quede estable
  • Empezarán a girar el tornillo (¿en qué dirección?)
  • Y harán fuerza hasta que su nuez se casque

¿Visualizas la satisfacción de un niño o de una niña pequeña que consigue todo eso sin ayuda?

 

 

>> Conectores de Terra Kids

A ver si te crees que todos esos palos que ha recogido tu hijo en vuestra última excursión a la naturaleza van a ir a la basura. ¡Nada más lejos de la realidad!

Ahora que ya tenéis un buen alijo de herramientas, podéis coger la sierra o la navaja plegable, buscar la medida perfecta para cada palo, y… a crear con estos conectores.

Los palos cobrarán vida y se convertirán en animales, seres, inventos, artilugios,

 

 

>> Guantes de trabajo

Vienen bien para acompañar cualquiera de estas herramientas o para trabajar en el jardín o en el bosque.

Las palmas están provistas de botones de látex para agarrar y sostener bien y con seguridad. Son transpirables y muy cómodos para que no suden y no se les resbalen.

 

Igual quieres ofrecer cualquiera de estas herramientas a tu hijo o a tu hija y tú no te sientes cómoda con la situación. Sabes que va a ser genial para ellos, que lo van a disfrutar, pero tú vas a estar sufriendo pensando que van a rebanarse un dedo.

Si lo sientes así, igual no es tu momento. O tal vez es el momento perfecto para empezar una nueva afición en familia. Hay navajas estupendas para personas adultas, y no se me ocurre mejor plan que aprender a usarlas a la vez, tu hijo o tu hija y tú.

¿Te animas?

Artículos Relacionados

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio esta protegido por reCAPTCHA y laPolítica de privacidady losTérminos del servicio de Googlese aplican.

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

Juntos, la aventura de ser padres es más fácil

ÚNETE A LA FAMILIA ALUPÉ

Compartiremos experiencias cada semana

Tus datos personales serán tratados por Alupé S.C. y se utilizarán para enviarte la newsletter, procesar las consultas, y otros propósitos descritos en nuestra Política de privacidad. En todo momento tendrás derecho a consultarnos qué datos tuyos tenemos, a rectificarlos, o a pedirnos que los eliminemos en info@alupe.es.