LEYENDO

El regalo de su vida: abrir nuestro corazón a todas las emociones

La lectura de pequeñas historias como Oruguita y sus emociones es una maravillosa oportunidad para que nuestros hijos aprendan con nosotros la función de las emociones y la necesidad de poder expresarlas.


Quizás tú también tengas esa sensación de que en algún momento te perdiste una clase o explicación sobre las emociones. Eran otros tiempos.

Ahora, poco a poco vamos siendo más conscientes de la importancia de conocerlas desde muy pequeños.

 

 

Oruguita nos enseña con su experiencia que las emociones nos ayudan a entendernos y relacionarnos con los demás, a prestar atención a las señales de nuestro cuerpo.

Lo importante es cómo las expresamos. Cómo somos capaces de darles salida sin que eso suponga descargar en otras personas.

Tus hijos verán que cada emoción tiene su función y utilidad, no habría entonces emociones buenas y malas:

  • El ENFADO nos ayuda a ver con qué no estamos a gusto y así podamos poner nuestros límites y recibamos los de otras personas.
  • La TRISTEZA nos hace pausar, reflexionar y buscar soluciones.
  • El MIEDO nos hace ser prudentes y poner una atención especial para afrontar los retos y problemas.
  • La ALEGRÍA nos da la energía que necesitamos para vivir y disfrutar.

 

 

Al comprender y aceptar lo que nuestras hijas e hijos expresan puedes sentir que eres la persona a la que acudirán cuando necesiten encontrar refugio.

Los niños necesitan expresar
sus emociones para conocerlas.

 

Acompañar el descubrimiento de cada emoción, nos ofrece a pequeños y mayores momentos mágicos, pero a veces también tensiones y dudas de cómo gestionarlas.

El libro Oruguita y sus emociones de Silvia Dolz y Marlene Monterrubio os aportará una sencilla historia acompañada de breves píldoras y un calendario emocional para conocer mejor ese mundo tan desconocido como presente.

 

 

Es la historia de nuestra vida emocional que observamos habitualmente sin comprensión, y que podemos ver ahora de otra forma, sintiéndolas y valorándolas.

Nuestros hijos están en el momento de configurar sus relaciones, probando y experimentando cómo funciona su cuerpo y su mente, qué reacciones provocan, que sentimientos les empapan y qué emociones les envuelven.

 

 

Son sus propias expresiones, con todas sus formas, tamaños y colores.

Descubre con tus hijos cómo cuida Oruguita todos sus colores para sentirse feliz.

 

Y tú, ¿cómo vives tus emociones y las de tus hijas e hijos?

 

 

¡Compártelo!

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

Juntos, la aventura de ser padres es más fácil

ÚNETE A LA FAMILIA ALUPÉ

Compartiremos experiencias cada semana

Tus datos personales serán tratados por Alupé S.C. y se utilizarán para enviarte la newsletter, procesar las consultas, y otros propósitos descritos en nuestra Política de privacidad. En todo momento tendrás derecho a consultarnos qué datos tuyos tenemos, a rectificarlos, o a pedirnos que los eliminemos en info@alupe.es.